Energías Renovables

¿Cuáles son los beneficios del biogás?

Las energías renovables son cada vez más necesarias en un mundo en el que la creación de energía se ha basado en recursos finitos. Los beneficios del biogás son los más desconocidos, por lo que en este texto te explicaremos lo que es y las ventajas que ofrece.

¿Qué es el biogás?

Esta energía es una de las fuentes de energía alternativas más utilizadas para producir energías renovables. Se crea gracias a la descomposición en la ausencia de oxígeno de varias sustancias orgánicas por las bacterias. Es decir, que gracias a la descomposición de la materia orgánica se consigue crear el biogás.

Básicamente, su creación se debe a que la energía contenida en los enlaces químicos se almacena y libera metano, que junto al dióxido de carbono es el principal componente del biogás.

Este tipo de gas tiene un valor calorífico elevado y puede convertirse en electricidad y calor. La Unión Europea lo cataloga como una de las fuentes de energía renovable no fósil que consiguen crear energía autosuficiente. Pero además, apunta a que consigue reducir gradualmente la situación de la contaminación del aire y del efecto invernadero.

beneficios del biogás

Ventajas de las energías renovables: el biogás

Una vez que se ha definido este tipo de energía, hay que analizar las ventajas que ofrece.

Reducción de emisiones

La emisión de gases contaminantes es mucho menor que a la hora de quemar combustibles fósiles.

Sustituto de gasolina y diésel

El biogás podría conseguir sustituir a los combustibles derivados del petróleo que, además de tener un precio muy elevado, perjudican notablemente la naturaleza. También puede sustituir al GLP que es el gas de cocina, también muy contaminante.

Mejoraría la vida de los agricultores

Ya que este combustible se consigue mediante la descomposición de sustancias orgánicas, los agricultores podrían utilizar los excrementos de sus animales y los restos de las cosechas para crearlo. Esto conseguiría mejorar su calidad de vida gracias a los ingresos que le reportaría.

Más que calor y energía eléctrica

Además de conseguir electricidad y calor, la creación del biogás es un fertilizante de alta calidad compuesto por nitrato, fósforo y potasio que permanecen inalterados durante el proceso biológico. Es más incrementan su concentración pudiendo fertilizar de forma mucho más rica el suelo.

Suministro de energía donde se requiera

La planta de producción puede instalarse en zonas rurales y urbanas. Por tanto, podrá producirse electricidad y calor donde se necesite. Esto convierte este combustible en una opción muy válida para los países emergentes y en desarrollo donde no existen infraestructuras nucleares o plantas convencionales.

Combustible confiable

Este combustible se produce a partir de residuos industriales o basura lo cual acabaría con el problema de dónde almacenar los desechos. Por otro lado, estos son recursos totalmente naturales que se renuevan constantemente. Un factor importante es que este tipo de energía, al contrario que otras energías renovables, no depende de las condiciones climáticas. Por tanto, su creación puede darse de forma ininterrumpida las 24 horas del día y los 7 días de la semana.

Mejora del medioambiente

Aunque esta ventaja se ha expuesto a lo largo de todo el artículo, no está de más dedicarle un espacio concreto. El biogás disminuirá la necesidad de usar combustibles fósiles y no provocará la emisión adicional de dióxido de carbono al quemarlo.

Aunque es cierto que en la producción de este combustible sí se genera dióxido de carbono, este no excede la cantidad que necesitan las plantas para crecer y desarrollarse. Por este motivo se dice que el biogás no crea emisiones de CO2 adicionales que son las dañinas para el clima.


Otras fuentes de energía renovables a partir de desechos

Además del biogás, hay que tener en cuenta los biocarburantes que basan su producción en las mismas premisas que este combustible: la utilización de recursos naturales renovables.

Estos biocarburantes están pensados para la utilización en motores de combustión interna. Su producción se lleva a cabo mediante especies agrícolas como el maíz, la madioca, el girasol o la soja.

Además, estos materiales absorben el CO2 conforme crecen y cuando se utilizan generan una cantidad similar de CO2 a los carburantes convencionales. Los más extendidos son el bioetanol que es básicamente la creación de alcohol etílico mediante productos agrícolas y el biodiésel que es metílico producido mediante grasas vegetales o animales.

Nuevas energías renovables: el futuro está aquí

Como conclusión, no es posible decir otra cosa que no sea que las energías renovables son el futuro. La energía de este mundo depende de recursos finitos que tarde o temprano dejarán de existir.

Por este motivo, las fuentes de energías renovables como el biogás son la alternativa única a la situación actual. Así pues, su conocimiento, crecimiento y expansión es algo completamente necesario para vivir en consonancia con la naturaleza sin renunciar a nuestras necesidades energéticas. Por tanto, la transición energética ha de comenzar lo antes posible.

¡No te quedes atrás en energías renovables, anímate a invertir en biogás!


Para obtener más información y actualizada se aconseja suscribirse a la newsletter de Fundeen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *